1

Txirloras

El mejor detalle para Aita

Las Txirloras son el dulce asociado a la fiesta de San José y la celebración del día del padre. Su forma evoca a la de una viruta de madera, en recuerdo de la profesión del santo carpintero.

Pertenece a la familia de las pastas de té y para su elaboración se emplean unos ingredientes muy comunes: mantequilla, azúcar glas, harina y claras de huevo. Con todo ello se hace una masa homogénea que se escudilla, empleando una manga pastelera, en placas de horno en forma de tiras para luego de forma manual darles su apariencia característica. Una vez que ha pasado su tiempo de cocción se les da el acabado final, que puede ser muy variado. En Bizkarra se hacen aún más atractivas al paladar bañándolas con chocolate de cobertura blanco o negro. Si los gustos acompañan también es posible añadir vainilla o canela como toque diferenciador.

En otras comunidades el día de San José también viene marcado por unos aromas y sabores muy determinados. El cordero lechal dentro de los platos principales es un ejemplo claro y en el terreno de los postres cabe mencionar “la Crema” con azúcar quemado en su superficie de la zona de Cataluña o en la Comunidad Valenciana “los Buñuelos de viento”. Aunque estos dulces son típicos de estas fechas, se han hecho extensibles a todo el año y en gran medida han dejado de identificarse específicamente con la fiesta de San José.

En nuestra tierra las Txirloras hacen las delicias de todos los aitas, por lo buenísimas que están y, sobre todo, por la oportunidad de compartir un rato en familia y de sentirse homenajeado.